Armar a los profesores: Receta de Trump para tiroteos en escuelas

Publicidad

El presidente Donald Trump junto a una estudiante del instituto Parkland

El presidente de EE.UU., Donald Trump, propuso el miércoles la posibilidad de que algunos profesores o trabajadores de las escuelas del país lleven armas de manera oculta para responder rápidamente si se produce un tiroteo, y elevar la edad mínima para comprar legalmente un arma.

“Hay algo que se llama portar armas de forma oculta, y que solo funciona cuando tienes a gente entrenada para ello (…) los profesores tendrían un permiso especial, y (la escuela) ya no sería una zona libre de armas”, de la que puedan aprovecharse los “maníacos”, indicó Trump.

Esta propuesta la hizo al recibir en la Casa Blanca a un grupo de supervivientes y familiares de víctimas de varios tiroteos en escuelas, entre ellos seis estudiantes del instituto de Parkland (Florida), donde hace una semana murieron 17 personas en un ataque armado. Los estudiantes y docentes que sobrevivieron al tiroteo en Florida han pedido a gritos nuevas medidas de control de armas y también han organizado protestas este mismo miércoles.

Sin embargo, Trump cree que, dado el tiempo que puede tardar la Policía en llegar a una escuela al recibir una alerta de tiroteo, los profesores, debidamente entrenados, podrían detener estos sucesos “muy rápidamente”. Aunque ha afirmado que es una idea “controvertida” e indicado que va a ser examinada “muy en serio”.

Hay algo que se llama portar armas de forma oculta, y que solo funciona cuando tienes a gente entrenada para ello (…) los profesores tendrían un permiso especial, y (la escuela) ya no sería una zona libre de armas”, indica el presidente de EE.UU., Donald Trump.

También ha planteado la posibilidad de enviar a las escuelas a “profesionales, que podrían ser marines”, y que eso “podría resolver el problema”. Además, ha prometido que va a lograr una solución “muy sólida en el tema de los antecedentes criminales” para mejorar la comunicación entre las autoridades locales y federales para impedir que las personas condenadas por un delito puedan comprar armas.

No obstante, su propuesta ha recibido duras críticas de algunos de los asistentes. El padre de una niña asesinada en el último tiroteo de Florida ha pedido a los políticos hacer las escuelas más seguras, asegurándole a Trump que “nosotros, como país, les fallamos a nuestros hijos”. “¿Cuántas escuelas, cuántos niños tienen que recibir un disparo?”, ha cuestionado Andrew Pollack.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


*